Esta rubia tiene los pelos echos un “asco” y claro, para mantenerlos tiene que llamar a su peluquero favorito, que después de hacerle unos buenos trabajitos “finos” en el pelo, se dedica a cosas mucho mas serias, como es sacarse la polla y esperar que ella se ponga a chupársela una y otra vez, hasta que el, decide que ha llegado el momento de ponerla “buena”a base de pollazos por todo el culo, buscando así, correrse los dos de gusto.

Conecta al videochat HD y habla con chicas ahora